DIEZ MILLONES DE VOTOS

Aporrea.org - Noticias

↑ Grab this Headline Animator

miércoles, 25 de febrero de 2015

 

La cocinan a fuego lento



He visto por internet algunos videos en los cuales reflejan tiempos pasados. Donde muestran añejas fotografías de artículos de consumo masivo. Publicidades exitosas de esos productos. Personajes televisivos quienes mediante esos anuncios proyectaron los objetos y a la vez ellos se proyectaron en el subconsciente de los consumidores. Muchos sienten añoranzas y hasta expresan “que todo tiempo pasado fue mejor”. También los hay quienes dicen que “éramos felices y no lo sabíamos”. Habrá que preguntarles el porqué.

El avance tecnológico va desplazando velozmente el uso de unos bienes por otros más sofisticados, obsolescencia programada la llaman, ya sean necesarios o aquellos denominados bienes superfluos.  

Pero afortunadamente hay descubrimientos que aunados a la tecnologías son vitales, verbigracia la electricidad, y su ausencia nos incomoda. Y pongo como ejemplo lo siguiente: la tarde del viernes pasado me disponía a tomar un vaso de agua, no pude hacerlo pues la falta del fluido eléctrico no permitió funcionar al filtro eléctrico de agua. Siempre tomo el agua filtrada a temperatura natural. Además no acepto que me la privaticen consumiendo “agua potable”, “agua mineral” de botellón o “agua saborizada”, en un país donde se malbarata tanto el precioso líquido.

Después del vano intento de beber agua opté por hacerme un café. Tampoco pude, la cocina enciende mediante una chispa eléctrica. Traté de llamar por teléfono a algún conocido que supiera por qué fallaba la electricidad, tampoco pude comunicarme. El aparato no funciona sin corriente eléctrica. Como había olvidado recargar la pila del celular no me atreví a usarlo, para ahorrar la poca carga, por si la contingencia era grave. Entonces para qué insistir con la radio o el internet. El apagón duro aproximadamente cuarenta y cinco minutos, para mi tranquilidad.   Por cierto, a la hora de escribir esta nota, lunes nueve de la noche, la red no funciona.

 Si esta incomodidad se le presenta a un simple mortal, ustedes se imaginan lo que puede suceder a una nación si le fallan servicios estratégicos como la electricidad y de comunicación; imprescindible como el agua y en nuestro caso la industria petrolera.  El alto gobierno habrá tomado las previsiones si el imperio y sus adláteres deciden sabotear esos servicios. También hay que considerar la posibilidad de ser víctimas de una guerra biológica. No es fortuito que en el 2014, año de las guarimbas y el inicio de la guerra económica gran parte de nuestra población sufrió por primera vez el contagio de la fiebre chikungunya y la consiguiente desaparición de algunas medicinas. 

Por último se debe tomar muy en cuenta lo expresado en televisión por el analista político Oscar Schemel “A Venezuela la cocinan a fuego lento para generar un estado de caos”.

Noel Martello





sábado, 7 de febrero de 2015

 

GANANDO LA GUERRA ECONOMICA



lunes, 19 de enero de 2015

 

Guerra Económica: Novelas que no parecen ficción





18 Ene. 2015 -El siguiente fragmento de la novela La Casa de los Espíritus, de Isabel Allende, coincide tanto con la realidad actual venezolana que parece que la escritora se hubiera venido a Caracas hoy a escribir sobre lo que observa en la ciudad.
Es la misma historia de la derecha, la misma provocación, la misma desestabilización, lo mismo el caso de Chile en 1973, que inspiró este relato, que lo que se vive en Venezuela ahora. Ficción y realidad, realismo mágico.
La organización era una necesidad, porque «el camino al socialismo» muy pronto se convirtió en un campo de batalla. Mientras el pueblo celebraba la victoria dejándose crecer los pelos y las barbas, tratándose unos a otros de compañeros, rescatando el folklore olvidado y las artesanías populares y ejerciendo su nuevo poder en eternas e inútiles reuniones de trabajadores donde todos hablaban al mismo tiempo y nunca llegaban a ningún acuerdo, la derecha realizaba una serie de acciones estratégicas destinadas a hacer trizas la economía y desprestigiar al Gobierno.
Tenía en sus manos los medios de difusión más poderosos, contaba con recursos económicos casi ilimitados y con la ayuda de los gringos, que destinaron fondos secretos para el plan de sabotaje. A los pocos meses se pudieron apreciar los resultados.
El pueblo se encontró por primera vez con suficiente dinero para cubrir sus necesidades básicas y comprar algunas cosas que siempre deseó, pero no podía hacerlo, porque los almacenes estaban casi vacíos.
Había comenzado el desabastecimiento, que llegó a ser una pesadilla colectiva. Las mujeres se levantaban al amanecer para pararse en las interminables colas donde podían adquirir un escuálido pollo, media docena de pañales o papel higiénico.
El betún para lustrar zapatos, las agujas y el café pasaron a ser artículos de lujo que se regalaban envueltos en papel de fantasía para los cumpleaños.
Se produjo la angustia de la escasez, el país estaba sacudido por oleadas de rumores contradictorios que alertaban a la población sobre los productos que iban a faltar y la gente compraba lo que hubiera, sin medida, para prevenir el futuro.
Se paraban en las colas sin saber lo que se estaba vendiendo, sólo para no dejar pasar la oportunidad de comprar algo, aunque no lo necesitaran. Surgieron profesionales de las colas, que por una suma razonable guardaban el puesto a otros, los vendedores de golosinas que aprovechaban el tumulto para colocar sus chucherías y los que alquilaban mantas para las largas colas nocturnas. Se desató el mercado negro.
La policía trató de impedirlo, pero era como una peste que se metía por todos lados y por mucho que revisaran los carros y detuvieran a los que portaban bultos sospechosos no lo podían evitar. Hasta los niños traficaban en los patios de las escuelas.
En la premura por acaparar productos, se producían confusiones y los que nunca habían fumado terminaban pagando cualquier precio por una cajetilla de cigarros, y los que no tenían niños se peleaban por un tarro de alimento para lactantes.

Guerra Económica: Venezuela 2013 / 2014 - Chile 1972
Después de la derrota electoral del 14 de abril de 2013 y de agotar las acciones desestabilizadoras para desconocer los resultados, la ultraderecha venezolana asesorada por agentes estadounidenses, cambió su táctica. Y el guion se repite como en el Chile de Allende (años '70) iniciándose un sabotaje económico para derrocar al gobierno, en vísperas de las elecciones municipales (8 de diciembre).
Las fuerzas se reacomodan y el gobierno por medio de sus instituciones busca una alianza con los trabajadores y el pueblo organizado, para enfrentar el acaparamiento y la especulación, como factores principales de la actual guerra económica que se desarrolla en Venezuela.
 https://www.youtube.com/watch?v=Zm8oObEm4Ao

domingo, 5 de octubre de 2014

 

La sangre de Abel

La trágica desaparición del abogado y diputado revolucionario  Robert Serra nos ha afectado de manera significativa.  Y ha traído a la memoria aquella expresión de Simón  Bolívar, al enterarse del asesinato de Antonio José de Sucre, "Santo Dios. Se ha derramado la sangre de Abel... La bala cruel que le hirió el corazón, mató a Colombia y me quitó la vida".
Esta cruel noticia mermó de manera considerable el maltrecho organismo de Bolívar.
Libertador, la trágica escena se repite en otro lugar y en otro tiempo, pero las circunstancias que la originan  son las mismas. Nos quieren coartar nuestro derecho a ser libres.
Causa dolor mirar algunos venezolanos regocijados con la lamentable muerte de este joven político. Padre Numa Molina, estos personajes pregonan y se dicen llamarse cristianos. Qué manera tan extraña de ir de la mano la fe y la razón. Caín está vivo.
Quizá los nombres de los autores materiales e intelectuales del asesinato de Robert Serra nunca se sepan, por la manera profesional como realizaron su crimen, pero todos sabemos quiénes son. Estos asesinos continuaran con su macabra tarea de desaparecer muchos  "abeles". Pero estos sacrificios nos indican que la revolución avanza más viva que nunca. Don quijote dixit "los perros ladran Sancho señal de que vamos avanzando"
Sucre, Simón Bolívar, Hugo Chávez, Robert Serra están vivos.

Noel Martello
snoels@gmail.com


This page is powered by Blogger. Isn't yours?

<a href="http://www.bloginspace.com/" target="_blank"><img src="http://www.bloginspace.com/_assets/img/badges/bloginspace_80x60.gif" width="105" height="60" border="0" alt="BlogInSpace.com"></a>